El Warning, más letal que los huracanes

El golpe mediático y la mala publicidad que aprovechan los competidores del Caribe mexicano son más letales que la amenaza de los fenómenos hidrometeorológicos. Así lo reconocen turisteros de la zona al referir que el warning emitido por el Departamento de Estado, de Estados Unidos, es utilizado como arma competitiva para desviar turismo hacia otras regiones turísticas.

Juan Carrillo Padilla, uno de los líderes de la hotelería del centro de Cancún, expresidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) reconoció que el impacto que genera este tipo de alertas es sin duda más dañino que otros factores que pudieran incidir en la economía local.

El líder hotelero no descartó la posibilidad de que este warning o la percepción negativa que se quiere difundir del destino, responda a otro tipo de intereses que no sean turísticos ni de seguridad.

“La actual administración americana con Donald Trump mantiene una fijación contra México y podría decirse que contra el Caribe Mexicano donde no prosperó su inversión y esto podría estar generando otras consecuencias”, dijo.

Sobre el warning que advierte de un incremento en la delincuencia, el líder empresarial refirió que es un aviso de atención y no una prohibición, pero desafortunadamente este tipo de avisos que se fijan en un travel warning, son aprovechados por otros destinos para desviar la atención del turista.

“También Miami, República Dominicana o Jamaica deberían tener sus warning, porque se tienen niveles delictivos muy superiores a los que se reportan en el destino, pero la competencia por el turismo va más allá de la veracidad y la competencia es dura”, expresó.

Ahora, -consideró también- que si a todo esto le suman la gran actividad hidrometeorológica que se ha dado en todo el Caribe y la constante amenaza de este tipo de fenómenos, pues no contribuye a la captación turística, de ahí que se debe trabajar muy fuerte para poder contrarrestar todos estos efectos.

En el mismo tenor, Francisco Córdova, presidente de la Mesa de Seguridad, refería en días pasados que el warning no es una prohibición para viajar sino una alerta, sin embargo, la lucha es contra la percepción, porque medios internacionales que son pagados por la competencia aumentan la alerta y ello le pega al destino.

El trabajo que se debe hacer aquí, puntualizó el líder empresarial, es precisamente seguir trabajando para bajar esa percepción, esos índices delictivos y evitar que se generen estas alertas que son aprovechadas por los competidores.

Fuente: poresto.net