Sólo dos días estuvo Ahumada en prisión; la madrugada de ayer fue liberado

La defensa presentó el acta de cierre de la auditoría sobre 2012, “donde todas las observaciones fueron solventadas”

penas dos días después de su detención, un juez argentino ordenó la inmediata libertad del empresario Carlos Ahumada, quien la madrugada de ayer domingo abandonó la cárcel y se fue a su casa de Buenos Aires en compañía de su hija.

El equipo legal de Ahumada presentó como prueba fundamental ante la justicia argentina el acta de cierre de la auditoría realizada en México, en diciembre, sobre el ejercicio fiscal 2012, donde las observaciones habrían sido solventadas.

Fue el viernes pasado cuando la FGR dio a conocer la detención de Ahumada en Argentina, por presunta defraudación fiscal por un millón 472 mil 236 pesos, por concepto del Impuesto sobre la Renta (ISR) que supuestamente no realizó.

La FGR señaló que el empresario fue detenido en el aeropuerto internacional Aeroparque Jorge Newbery, de Buenos Aires, por la Policía Federal de ese país, junto a “una cantidad en efectivo de dólares americanos y pesos argentinos”, luego de que se solicitó emitir una Ficha Roja a la Interpol.

La FGR detalló que la investigación por la que el viernes fue detenido Carlos Ahumada se inició en 2016 y fue retomada este año siendo ya Alejandro Manero el fiscal general.

Según medios argentinos, la causa de Carlos Ahumada quedó en manos del Juzgado en lo criminal y correccional federal Nro. 2, a cargo de Sebastián Ramos  y, tras su detención se le incautaron 100 mil dólares y tres mil 770 pesos argentinos, un teléfono celular y varios elementos.

En 2004, el empresario causó un cisma en la izquierda política de México al aparecer en los videoescándalos, en los que dio dinero a perredistas como René Bejarano, esposo de la actual diputada federal Dolores Padierna. Por este caso huyó a Cuba, pero fue extraditado y permaneció preso hasta 2007.

Excélsior informó el pasado 1 de agosto que la FGR cuenta con los elementos para ejercer acción penal y acusar ante un juez federal a Carlos Ahumada por supuestamente participar en los delitos de extorsión, fraude específico, falsificación de documentos y uso de documento falso en agravio de Rosario Robles.

Las indagatorias contra Ahumada derivan de una denuncia presentada por la exsecretaria de Desarrollo Social, quien aseguró ante el Ministerio Público Federal que el 21 de agosto de 2014 el empresario buscó extorsionarla.

Robles acusó la sustracción en 2013 de tres hojas en blanco con la firma de ella en  las mismas “y que a través de terceros se le hizo llegar una amenaza de que según Ahumada iba a utilizar dichas firmas en blanco para que la ofendida reconociera una deuda millonaria”.

Fuente: excelsior.com.mx