Inicia IMSS Quintana Roo programa piloto de consulta digital

Pacientes diabéticos, hipertensos y crónico degenerativos podrán usar el servicio

Con el propósito de hacer más accesibles sus servicios de medicina familiar, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) lleva a cabo en Quintana Roo el programa piloto de Consulta Digital, a través de videollamadas entre médico y paciente.

La titular del IMSS en el estado, doctora Xochitl Refugio Romero Guerrero, dijo que esta estrategia nacional está dirigida a aquellos derechohabientes que no pueden acudir a su cita con el médico familiar de manera presencial, y actualmente opera en un consultorio en ambos turnos de las Unidades de Medicina Familiar (UMF) No. 11 de Playa del Carmen, y número 13, 14 y 16 de Cancún.

Explicó que los pacientes que pueden tener acceso a este servicio son diabéticos, hipertensos y crónico degenerativos que se encuentran bajo control y que requieren estar en contacto con su médico sólo para seguimiento.

Dijo que si durante la entrevista el especialista identifica alguna situación que amerite revisión física, el paciente será citado a una consulta presencial; esto significa que el servicio será dinámico, unas ocasiones digital y otras en la UMF.

Este servicio también va dirigido a los pacientes Covid-19 que cursan la enfermedad desde su domicilio, para evitar su exposición y el contagio de la enfermedad; también a aquellos usuarios que tienen alguna limitación física que les impide desplazarse a su consultorio.

El derechohabiente requiere tener a la mano una computadora o teléfono celular con cámara de video y servicio de Internet, contar con la aplicación Times y de ser necesario una persona que le apoye en la operación de la tecnología, así como una dirección de correo electrónico.

La consulta dura 15 minutos en los horarios habituales de la UMF y va encaminada a conocer el estado actual de salud del paciente mediante la entrevista con el médico familiar. 

La supervisora delegacional de Asistentes Médica y sicóloga Nadia Vane Gil Sandoval, comentó que gracias a la consulta digital se pueden ir cortando las cadenas de contagio y la exposición de los usuarios vulnerables a otros patógenos, así como disminuir el tiempo de espera en el servicio de medicina familiar.

Expuso que el médico familiar es el encargado de ofertar este servicio a los derechohabientes y si así lo decide, su siguiente cita será a través de este medio; la cita se agenda de manera digital y 15 minutos antes de la consulta la asistente médica lo contactará y le hará saber que el médico le hará la videollamada.

Para la operación de esta estrategia el IMSS dotó a los consultorios participantes de servicio de internet, diadema con audífonos y micrófono y la aplicación que opera el enlace a distancia.

Mencionó que este servicio también será muy útil para aquellos trabajadores del sector turístico, quienes tendrán acceso al servicio médico desde su centro de trabajo y así evitar tiempos de espera y desplazamientos.

Fuente: lajornadamaya.mx